martes, 8 de enero de 2008

Fandangos de Huelva

No podía,
Una noche tormentosa
quise dormir, no podía.
Soñé que estabas con otro
y hasta la almohá mordía.
Por poco me vuelvo loco.


Cielo,
pensando en ti me dormí,
retrato del mismo cielo.
“Disperté” y me vi sin ti.
Me eché a llorar sin consuelo.
Cielo, ¿qué va a ser de mí?

Cristal.

Mis lágrimas voy echando
en un vaso de cristal.
Ahora las echo en el suelo
porque de tanto llorar
el vaso lo tengo lleno.


Más quiero.
El fandango es mi alegría,
es el cante que mas quiero.
Se alegran las penas mías
con un fandango alosnero
al amanecer el día.



3 comentarios:

ana del moral dijo...

Es muy bonito ese fandango, pero los cantaores, para mi gusto, lo destrozan.

Antonio dijo...

De los cuatro fandangos, me gusta especialmente el primero: por la letra y por cómo está cantado. Es verdad que los dos de Paco Toronjo me gustan menos, a pesar de la fama que tiene...
Pero el último, cantado colectivamente, me parece sublime. Ahí no estoy de acuerdo contigo.

Anónimo dijo...

El fandango, es el palo del flamenco, más fácil para cantar.
Pasión Vega, tiene una voz potentísima en directo; Pero me gusta más, cuando esta canción la canta, Ana Belén, sobre todo en la
película, "EL AMOR PERJUDICA SERIAMENTE SU SALUD". es muy divertida. Mª Luisa.